FeelingBilbao

Porque es posible sentir Bilbao.

FeelingBilbao - Porque es posible sentir Bilbao.

¿Cuáles son los mejores consejos para viajar a Bilbao?

Buenos días:

Hoy queremos hacer un post especial. No vamos a aportar nada nuevo a aquellos bilbainos que nos seguís, sino que vamos a hacerlo para los foráneos. Para aquellos que quieren descubrir nuestro botxo. Vamos a hablar de los consejos para visitar Bilbao.

 

  • Información: 

En primer lugar, debemos contextualizar un poco la ciudad. Bilbao se encuentra en el norte de la Península Ibérica. Es la sexta ciudad más grande de España. Es una villa, municipio más poblado del País Vasco y capital de la provincia de Bizkaia.

Mapa de Bilbao

En este sentido, podéis ver una infografía muy interesante con la mejor información sobre Bilbao que colgamos en un post hace tiempo. Podéis consultarlo aquí.

Gracias a su profunda transformación (de la que tratábamos cuando hablábamos de “El Bilbao que fue”) de los últimos años, se ha convertido en una metrópoli culturalmente activa que merece una visita, porque os sorprenderá.

 

  •  Conexiones:

Se trata del aeropuerto internacional de mayor importancia en el norte de la Península Ibérica, y es el puerto más importante en España.

Por lo tanto, las conexiones, tanto por tierra, mar y aire son excelentes para llegar.

Incluso para aquellos que deseen algo más exclusivo, como ya os comentábamos en este post, gracias a Bilbao Bizkaia Airlines, existe la posibilidad de alquilar vuelos y aviones privados.

www.bilbaobizkaiaairlines.com

www.bilbaobizkaiaairlines.com

 

  • Documentación necesaria: 

Bilbao es una ciudad encuadrada dentro del marco de la Unión Europea, por lo que, todos aquellos visitantes de países de la CE podrán moverse, sin problema, portando su pasaporte o documento de identidad. Para los ajenos, el pasaporte será necesario.

Existen numerosos consulados a los que acudir en caso de necesidad para cualquier trámite. Aquí tenéis todas las direcciones e información.

 

  • Clima

Bilbao, a pesar de la fama del tiempo en el norte, goza de un clima muy templado, atemperado por su situación al borde de la cornisa cantábrica, en el Golfo de Bizkaia, pero, a la vez, protegido por las paredes naturales del valle en el que se encuentra (de ahí su denominación cariñosa de sus habitantes como “botxo”).

Es un clima no muy caluroso en verano, ni muy frío en invierno, eso sí, acompañado de una lluvia más abundante que en otros lugares, lo que le permite mantener el verde de los paisajes que le rodean. De esto os hablábamos ya en nuestro post titulado “Bilbao, su lluvia y su belleza”.

Tomada desde la ribera de la Universidad de Deusto.Pero también con un sol muy agradable, que se puede disfrutar de diferentes formas, para lo que os dábamos ideas en nuestro post “Bilbao y el sol”.

 

Tomada desde la ribera de la Universidad de Deusto.

  • Qué visitar:

Como no me gusta repetirme, en este caso, voy a remitiros a dos post que hice en su momento, a petición de un lector. En ellos desgrano paso a paso lo que puede ser una visita de dos días llena de experiencias a Bilbao. Podéis leerlos aquí y aquí.

Pero también, contáis con una variada oferta de ocio al aire libre, con la que conocer al detalle cuáles son losequipamientos deportivos, zonas de juego infantiláreas verdespantalanes, puntos de recogida de bicicletas, alquiler de piraguas, zonas recreativas, áreas wi-fi, y muchas más posibilidades para el disfrute y esparcimiento de la ciudadanía. Todo ello lo podéis consultar en nuestro post “Mapa de ocio al aire libre de Bilbao”

Tampoco podéis dejar de fijaros en los grandes detalles de la ciudad, como la baldosa sobre la que pisaréis en la mayoría de las calles, específica de nuestra ciudad e importada a muchos sitios. Su historia, aquí.

Baldosa Bilbao

Por supuesto, merece la pena observar todos los nuevos edificios y obras que pueblan Bilbao y que han sido encargados a los mejores arquitectos, como Coll-Barreu, Calatrava, Moneo. También los antiguos que encontraréis de sobra descritos en cualquier guía. Incluso las estatuas que pueblan las más conocidas calles. Pero, hace un tiempo, desde FeelingBilbao, hicimos un pequeño recopilatorio de las estatuas más desconocidas y originales que podemos encontrar en las calles de Bilbao. Arte gratuito del mejor. No os lo perdáis aquí.

Piropo

Para conocer algunos de los mejores rincones de Bilbao, también podéis consultar los que en su momento nos propusieron identificar en el concurso organizado por el artista Josu Gascón y del que nos hacíamos eco aquí. Sería una buena diversión tratar de identificarlos en vuestra visita.

 

  •  Medios de transporte.

Bilbao es un ciudad muy cómoda, que puede recorrerse andando. Pero, además, cuenta con numerosos y diversos medios de moverse por la ciudad. A las líneas de autobús y metro (ver el post “Metro Bilbao el más cool”), se unen las líneas de cercanías de tren, el tranvía al que dedicábamos este post, y el funicular de Artxanda.

En todos ellos, añadiendo, además, el transbordador que atraviesa el puente colgante de Portugalete o Puente de Bizkaia, se puede montar utilizando la tarjeta de transporte Barik, que hará que vuestros viajes salgan mejor de precio.

Además, desde hace no demasiado tiempo se puede disfrutar de paseos y tours por la ciudad en bici o corriendo, tal y como os describíamos aquí.

Tourné

Y, por supuesto, existen formas de visitar la ciudad desde el agua, desde su mismo corazón, desde la Ría del Nervión, con toda su historia. La Ría fue el origen de la Villa y merece una aproximación en barco o incluso en canoa, disfrutando de un turimos diferente. Tenéis la información en nuestro post “Nuestra Ría. Historia pasada y actividades presentes”.

 

  • Seguro de viaje.

Siempre que se realiza cualquier viaje, se aconseja contratar un seguro de viaje, y vuestra visita a Bilbao no debería ser menos. Con estos seguros se garantizan coberturas que cubren imprevisto médicos o de cancelación o equipaje.

En fin, tantas cosas en tan sólo una ciudad… Bilbao no es sólo eso, es también un sentimiento. Sintiendo Bilbao, FeelingBilbao, así es como se llega a estar “orgullosa de ser de Bilbao”. No dejéis de visitarnos.